Fibra óptica en 500.000 hogares en 2014

El 62 % de los hogares uruguayos ya tienen acceso a internet, 25 % de ellos por fibra óptica. Este proyecto es una inversión a 30 años y ha dado trabajo a 40 empresas y generado más de 3.000 empleos. “Son números de Europa”, subrayó la presidenta de Antel, Carolina Cosse, quien adelantó que a fines de este año serán 500.000 los conectados por este sistema.

Antel tiene a la fecha más de 700.000 hogares pasados con fibra óptica de los cuales unos 275.000 ya están conectados a ella, tanto en Montevideo como en el interior del país.

En una puesta a punto de este ambicioso proyecto, Cosse informó que se continúa con los trabajos en todas las capitales departamentales.

Sostuvo asimismo que este trabajo se complementa con la cuarta generación de telefonía celular, tecnología inalámbrica de alta velocidad que Uruguay tiene disponible desde diciembre de 2011 y que ahora ya tiene una cobertura promedio en todas las capitales departamentales del 73 % del territorio de la capital departamental con cobertura de cuarta generación celular; en el caso de Montevideo es de 78 % y en Punta del Este es de 99 %.

“Vamos a seguir este año con cuarta generación celular y con la fibra óptica, y pretendemos llegar a 500.000 hogares conectados con fibra óptica a fines de 2014. Los planes de trabajo se están desarrollando muy bien y todo indica que vamos a poder cumplir la meta”, sostuvo la jerarca.

“La relación que tenemos entre hogares conectados con fibra sobre el total del universo de hogares conectados es muy alta. Uruguay tiene 62 % de los hogares conectados a internet. Son cifras de la OCDE, de Europa. De ese 62 %, la cuarta parte es fibra óptica”, resaltó.

Refiriéndose al impacto que tiene la instalación de fibra óptica para la población y del potencial de banda ancha, Cosse puso como ejemplo que en un hogar con 30 megabits por segundo contratados se podrían mirar seis películas al mismo tiempo.

Antel está instalando sin costo tanto la fibra óptica como el módem. El usuario puede contratar el servicio Universal Hogares sobre fibra óptica de 20 megabits por segundo con el tráfico limitado a 1 giga, sin costo, y a partir de esa base la empresa ofrece servicios que van desde 14 dólares hasta 50 dólares con gran cantidad de opciones.

“Todo esto ha significado contratar 40 empresas y ha generado más de 3 mil puestos de trabajo, además del gran esfuerzo en capacitación que Antel hizo en conjunto con los proveedores”.

Cosse puso énfasis en señalar que la fibra óptica es una gran autopista. “Lo interesante es qué viene en esa autopista y ahí vienen las políticas de Estado”, subrayó refiriéndose al estímulo a la generación de software nacional, a nuevos emprendimientos e instancias, como el Data Center de Antel, al que se sumará uno nuevo que se está construyendo en Pando, ambos complementarios a estos trabajos porque son un gran disco duro de Uruguay para alojar las aplicaciones que van a correr sobre esta fibra óptica”.

En ese sentido, dijo, también es un complemento el complejo Antel Arena, que será generador de contenidos que se trasladarán por la red de telecomunicaciones.

Ello también permitirá, insistió, que el Estado pueda desarrollar una política de estímulo al desarrollo de emprendimientos privados, de software, de audiovisual y de cualquier iniciativa que necesite software y comunicaciones.

“Es una apuesta a la innovación tecnológica, un impulso a la investigación. De hecho, en Antel ya estamos pensando en el desarrollo de dispositivos que aprovechen esta maravillosa infraestructura de telecomunicaciones que tiene Uruguay y que nos permite que el país pueda ser un laboratorio casi para cualquier cosa, Por ejemplo, el desarrollo de pequeños dispositivos electrónicos que tengan que ver con telemedicina o teleeducación”, reiteró.

Consultada sobre la inversión realizada, la jerarca señaló que las empresas exitosas de telecomunicaciones invierten cada diez años realizando un refuerzo importante de la inversión, y ese refuerzo dura unos dos años y medio. “Y es lo que está haciendo Antel; el año pasado se invirtieron unos 400 millones de dólares no solo en fibra óptica, también en cuarta generación celular, en banda ancha internacional. Este año vamos a repetir esa inversión y estimamos que para el año siguiente vamos a volver a los cauces normales de inversión”.

Cosse recalcó que ha sido un esfuerzo importante para ANTEL ya que implica una reconversión de la empresa a 30 años. “La fibra óptica es una inversión a 30 años porque es el mejor medio de transmisión que existe; un 5 % de la inversión son los equipos, pero el grueso de la inversión está en la infraestructura que queda, que es pasiva, y que mañana, cambiando los equipos de los extremos, puede llegar a tener incluso más velocidad”.

Parte del repago de esta inversión será la retención de los clientes, los servicios de mayor velocidad que la gente está contratando y los nuevos modelos de negocios que la instalación de fibra óptica permitirá.

 

Fuente:  uruguay sustentable

Comentarios

Deja un comentario